ILUSTRES DE BILBAO 2019

Desde ayer, diecisiete de diciembre, son cuatro más las personalidades bilbaínas con el título más alto que se otorga desde el Ayuntamiento de Bilbao: el de ILUSTRE DE BILBAO.
En el Salón Árabe de la casa consistorial bullía la actividad mucho antes de las ocho de la tarde.
Txistularis y dantzaris, calentaban sus instrumentos y sus músculos. Los invitados llegaban con esa mirada ilusionante de saber que entras en el edificio más notable de la villa y que vas a asistir a un momento importante.


El alcalde, Juan Mari Aburto, apareció con los cuatros galardonados de este año:
Mari Puri Herrero Martínez de Nanclares, reconocida escultora, pintora y grabadora.
Marta Macho Stadler, matemática y científica.
Javier Salgado Martín, jugador de baloncesto.
Jaime A. Gil Lozano, referente internacional en el sector de la estética dental.


Antes de pasar al salón los dantzaris bailaron el aurresku de honor ante la atenta mirada de los nuevos galardonados y del alcalde.

 

 

Dentro, los ediles de todos los partidos, representantes de las instituciones y demás invitados esperaban a que comenzara la ceremonia.


Uno a uno el alcalde fue haciéndoles entrega de un diploma que les acredita como Ilustres de Bilbao 2019 y un trofeo con forma de B mayúscula.


Al recoger sus trofeos, cada ilustre fue dando detalles de su infancia en la villa, de sus paseos por nuestras calles, de su vida profesional y, sobre todo, de su orgullo bilbaíno del que siempre hacen gala cuando salen de Bilbao.

El alcalde, por su parte, felicitó a los cuatro y uno por uno les dedicó unas entrañables palabras. Aseguró que los cuatro pasarán a la lista de los ilustres que, hasta la fecha, suman ciento una y que se trata de distinciones a personas o entidades que llevan los valores, la imagen y las bondades de la villa allá por donde van.


Tras la foto de familia, dos sopranos y una pianista interpretaron tres canciones.


En el cóctel posterior los invitados charlaron animadamente y hubo tiempo para las felicitaciones a los premiados y las fotografías.

Especial ilusión me hizo saludar a Mari Puri Herrero, creadora de nuestra querida Mari Jaia, símbolo de la Aste Nagusia bilbaína.


Joaquín Achúcarro, el gran pianista bilbaíno me estuvo contando que acababa de llegar de un viaje de trabajo. Es un hombre incansable.

Joseba Solozabal, encantador con su eterna sonrisa.


Para terminar solo me queda felicitar, de nuevo, a todos los nuevos ilustres de Bilbao.
ZORIONAK GUZTIOI!
FOTOS: ANDONI RENTERIA

PREMIOS CON CORAZÓN

En el Museo de Reproducciones Artísticas de Bilbao se ha celebrado hoy, 16 de diciembre, la XIII edición de los premios BIHOTZA SARIAK convocados por BilbaoHistoriko, la asociación que trabaja a favor de los barrios de Casco Viejo, Atxuri, Bilbao la Vieja, San Francisco y Zabala.

Estos galardones reconocen a las empresas y entidades con corazón que han demostrado su solidaridad, responsabilidad social y pasión por Bilbao y Bizkaia.

Minutos antes de la una de la tarde se escuchaba la música interpretada por el gran txistulari Mikel Bilbao a la entrada del museo.

Poco a poco iban llegando los invitados, los galardonados y, por supuesto, el jurado compuesto por una numerosa representación de medios de comunicación que han tenido que elegir entre treinta y cuatro candidaturas.

Han dado comienzo al acto Unai Aizpuru, Presidente de BilbaoHistoriko e Iker Urkidi, coordinador.

El maestro de ceremonias, una vez más, ha sido el periodista Koldo Campo que iba presentando uno a uno los premios que, este año, se han otorgado a:

BIHOTZA EUSKADI A LA INCLUSIÓN YLA DIVERSIDAD: NAIZEN

BIHOTZA TRAYECTORIA SOCIAL: IÑIGO POMBO

BIHOTZA COMPROMISO SOCIAL: ASPANOVAS Y LA CUADRI DEL HOSPI

BIHOTZA PARTICIPACIÓN: VOLUNTARIAS AECC BIZKAIA

BIHOTZA COMUNICACIÓN: ONDA VASCA junto con NUNCA SERAS TAN

JOVEN

BIHOTZA BIZKAIA A LA INTEGRACIÓN: FUTUBIDE

BIHOTZA TRAYECTORIA CULTURAL: KEPA JUNKERA

BIHOTZA DEPORTE: BIDAIDEAK BILBAO BSR

BIHOTZA CULTURA: ZINEMAKUMEAK GARA

Este emotivo acto ha contado con la asistencia del Alcalde de Bilbao, Juan Mari Aburto, así como varios ediles del Ayuntamiento, varios representantes de instituciones como Diputación Foral de Bizkaia y Gobierno Vasco, además de diferentes amigos y personas muy conocidas en la villa.

Juan Mari Aburto, Alcalde de Bilbao, ha felicitado a todos los premiados y ha reconocido su labor solidaria y su buen corazón.

Para finalizar no podía faltar la foto de familia.

 

Y, como suele ser habitual, siempre hay tiempo para fotos con los amigos.

 

 

 

 

 

 

 

ZORIONAK GUZTIOI!

¡FELICIDADES A TODOS LOS PREMIADOS!

FOTOS: ANDONI RENTERIA

PRESENTACIÓN DE «NUEVAS PILDORITAS DE LA HISTORIA DE BILBAO»

Presentar un libro es siempre un acto que implica responsabilidad, nerviosismo y mucha ilusión. Ayer fue uno de esos días que jamás olvidaré por muchos y buenos motivos.
A las siete menos cuarto de la tarde llegué a la biblioteca de Bidebarrieta; faltaban cuarenta y cinco minutos y, por allí, ya estaban algunos de los amigos que me siguen en las Redes Sociales.
El escenario con la mesa y todo lo necesario, ya estaba preparado. Comenzaba a llegar el público y mis nervios iban aumentando.
El programa LA KAPITAL de Telebilbao me hizo una entrevista minutos antes de comenzar.
No perdí la ocasión de inmortalizar este día tan importante para mí.
El salón se iba completando y, a las siete y media, Beñat Arginzoniz, el editor de EL GALLO DE ORO fue el primero en intervenir y lo hizo agradeciendo la asistencia de todos y explicando someramente la ejecución del libro.
José Mari Amantes fue el siguiente en hablar y lo hizo como siempre, con mucho cariño hacia mí y elogiando mis «pildoritas», además de asegurar que se sentía agradecido conmigo por haberle pedido que escribiera el prólogo del libro.
Unos minutos después, mi buena amiga Beatriz Marcos, tomó la palabra con la profesionalidad y humildad que la caracteriza. Confieso que me emocionaron mucho las palabras tan cariñosas y, me consta, que sinceras que me dirigió. Ella traía, además, un mensaje del Alcalde, Juan Mari Aburto para mí en su móvil que leyó en voz alta en el que me aseguraba que sería un honor para él que le firmara un ejemplar de mi libro.
Con tanta emoción a mi me costó comenzar a hablar.
Por fin, me levanté me dirigí a todos y les agradecí que hubieran hecho un hueco en sus agendas para acompañarme y apoyarme en este nuevo proyecto.
No podía faltar la presencia en el escenario de mi amigo, compañero y fotógrafo Andoni Renteria. Él es quien ha aportado las fotos que ilustran al menos cuarenta PILDORITAS del libro.

Pasaban los minutos, yo contaba anécdotas realcionadas con el libro o con Bilbao y algunos comenzaron a preguntar, hacer comentarios o sugerencias.

Algunos ya empezaron a leer allí mismo.

Tras casi una hora de presentación todo aquel que quiso subió al escenario a darme un beso, sacarse una foto o a que le firmara un ejemplar del libro. Esa fue para mí la parte más divertida y emotiva: la de poder abrazar a tantos amigos e intercambiar unas palabras con ellos, mientras mi amigo Patrik Bilbao amenizaba el momento tocando unas bilbainadas con su txistu.

En el pasillo central se fueron colocando para subir al escenario.

Amigas del colegio, de las Redes Sociales, políticos, escritores, cantantes, actores… y un sinfín de gente estupenda que apuesta por la cultura, por nuestra historia y, sobre todo, por la amistad.

Alba, a quien conocí siendo una niña es una de mis fieles amigas.

Mujeres de ACAMBI no quisieron perderse mi presentación.

Los bombones fueron un éxito

Las nuevas generaciones también se interesan por la historia de Bilbao.

Grandes amigas siempre a mi lado

Más amigos

Para terminar esta crónica solo me queda agradecer a la editorial, a los medios de comunicación que estuvieron cubriendo el acto, a los políticos que asistieron, a tantos y tantos amigos, a la biblioteca de Bidebarrieta por cederme su espacio, a mi familia…y a todos los que no pudieron asistir, pero me enviaron mensajes muy cariñosos de ánimo.

Las fotos son en su mayoría de Andoni Renteria; pero también mi buen amigo David me ha regalado algunas.

MILA ESKER GUZTIOI!

¡MIL GRACIAS A TODOS!

 

125 AÑOS DEL CLUB DEPORTIVO DE BILBAO

En 1894 un grupo de hombres deseosos de practicar deporte en un espacio adecuado para ello, crearon la Sociedad Gimnástica Zamacois, con el gimnasta José Zamacois Bengoa al frente. Pocos años más tarde y, sin haber finalizado el siglo, en el club ya sumaban trescientos socios.

En junio de 1912 desapareció con ese nombre, pero se creó el Club Deportivo; siendo la unión de tres sociedades: la Gimnástica Zamacois, la Educación Física y la Federación Atlética Vizcaína y se inauguró la sede en la calle Obispo Orueta, 2. Aquel día se festejó con una gran comida para 120 personas en el txakoli Pantaleón de Ibarrekolanda donde cataron numerosas y sabrosas viandas.

Pasaron los años y el 5 de abril de 1931 se inauguró un edificio en la Alameda Rekalde, que fue utilizado durante tres décadas y derribado en 1965 para construir uno mayor y más moderno como es el actual que todos conocemos y que, durante la Semana Grande del año 1968, se abrió al público.

Aquí se han desarrollado siempre diversas disciplinas deportivas como: natación, baloncesto, gimnasia, halterofilia, pelota, ajedrez, tenis o esgrima, entre otras. Además de actividades culturales, sociales o solidarias.

Este club posee muchos reconocimientos a lo largo de su historia como la Medalla de Oro concedida en el año 1970 por el Ayuntamiento de Bilbao.

Si hablamos de reconocimientos, posiblemente el más emotivo, fue el del cariño de los más desfavorecidos de la villa o de los enfermos de diferentes centros hospitalarios cuando los componentes del Circo Amateur del Club Deportivo acudían a realizar divertidos y arriesgados números, durante cinco años que duró su actividad tanto en Bizkaia como en otros capitales de provincia.

Aquellos artistas circenses no cobraban nada por sus actuaciones que ejercían de manera altruista, ya que se dedicaban a otras profesiones.

En la década de los sesenta el club reunió a otro grupo de personas para realizar actividades relacionadas con el circo pero solo para sus socios y de manera eventual. En nuestros días solo una calle en el barrio de Txurdinaga recuerda aquel mundo del circo.

FOTO: INTERNET