¡FELIZ ANIVERSARIO, PUENTE COLGANTE!

125 años cruzando a personas de lado a lado. Así es la vida del Puente Bizkaia desde aquel 28 de julio de 1893, cuando se inauguró.

Alberto de Palacio, nacido en Sara (Lapurdi) y fallecido en Getxo, fue el diseñador que, junto al constructor Ferdinand Amodin, plantearon su proyecto en 1888 de esta gran obra maestra de ingeniería y que fue aceptado por el Ministerio de Fomento dos años después.

Fue entonces cuando se constituyó la sociedad M. A. Palacio y Cía, primera concesionaria de la obra. La financiación vino de la mano de pequeños empresarios de la zona.

Fue una iniciativa privada que daba servicio al medio millón de usuarios que, en aquella época, cruzaban anualmente en barco de remos. Actualmente sigue siendo una iniciativa privada que atiende a más de cuatro millones de personas al año y a más de medio millón de vehículos.

Desde sus inicios, el objetivo de este transbordador fue el de unir ambas orillas pero sin entorpecer el paso de los barcos;  ya que, en aquel momento, Bilbao era uno de los puertos fluviales más activos de Europa.

Cuando se decidió la construcción de un puente se barajaron diferentes posibilidades como un transbordador sobre carriles, barcazas, puentes giratorios, levadizos…y hasta submarinos, hasta que se dio con la solución que hoy todos conocemos, al que se le llamó en sus inicios Puente Transbordador Palacio y que reunía todas las características que buscaban: como la posibilidad de transportar personas y carga, que el coste de su realización fuera conveniente y que se garantizara un uso regular.

Una de las curiosidades de aquel diseño era la intención de colocar ascensores con vistas panorámicas; aunque no se materializó hasta un siglo después de su inauguración.

Su construcción iba poco a poco llevándose a cabo con diferentes contratiempos como la cimentación de las torres en aquel terreno arenoso. Todo fue subsanándose con tiempo e ingenio mientras los vecinos de ambas orillas se maravillaban día a día con aquel asombroso y grandioso proyecto arquitectónico.

La barquilla original, construida en madera, fue probada con carga de mucho tonelaje y realizó varios servicios para comprobar que todo funcionaba bien y que soportaba el peso durante los minutos que dura el viaje.

Su estructura de hierro macizo desafía y acoge a todo el que lo ve desde ambas orillas de la ría.

Es capaz de combinar la verdadera función de transporte con la de símbolo y la de atracción turística. Declarado en 2006 Patrimonio Industrial de la Humanidad por la UNESCO, se ha convertido en un auténtico reclamo turístico, como así demuestran las cifras de usuarios y de curiosos que pasean por su pasarela.

En esta obra se fusionaron por un lado la moderna tecnología utilizada en puentes colgantes con cables como la mecánica de grandes vehículos que funcionaban con máquinas de vapor.

Hoy en día podemos asegurar que se ha convertido en todo un monumento de la Revolución Industrial construido con hierro, el material más habitual en la segunda mitad del siglo XIX para construir barcos, ferrocarriles o maquinaria.

Estos días no faltan diversas celebraciones en torno al puente, que todo el que se acerque hasta allí podrá disfrutar.

 

Foto en blanco y negro de la Fundación Sancho el Sabio del año 1969.El resto de fotos son de Andoni Renteria.

HISTORIAS DE ASTE NAGUSIA

Acudir a la presentación de un libro siempre es un momento mágico donde encontrarse con el autor, hablar con él y saber de su proceso creativo.
Eso es lo que yo hice ayer, 19 de julio a las siete de la tarde en el Hotel Abando de Bilbao, solo que, en este caso, el libro que se presentaba no está escrito por un autor sino por varios; ya que se trata de una antología de la VI edición del Certamen Literario Bilbao Aste Nagusia 2018.


Este concurso literario lo organiza cada año la Asociación Literaria Plaza Nueva Idasleak en colaboración con el Hotel Abando y la web literaria mundopalabras.es. El tema gira siempre en torno a las fiestas grandes de nuestra villa: a la ASTE NAGUSIA.
Para mí ha sido muy especial la edición de este libro, puesto que el relato que yo presenté en febrero, a pesar de no ser elegido ganador, ha sido seleccionado junto a otros para formar esta antología.
El acto comenzó con la bienvenida y agradecimiento del director del Hotel, Iñigo María de la Fuente, quien dio paso al escritor Iñaki Uriarte, impulsor de este certamen que ya se está convirtiendo en un imprescindible en nuestra villa.


La COMPAÑÍA DEL GARGANTUA, congregación lúdica de fieles botxeros consagrados al servicio de Bilbao, como se definen ellos, hizo entrega de tres “benjamines” de Agua de Bilbao a tres de los ganadores del certamen.


Al terminar la presentación y entrega de trofeos, el hotel nos obsequió con unas bebidas y unos deliciosos pintxos.


Estos momentos siempre se aprovechan para saludar a los amigos entre risas y charla.
No quise perder la oportunidad de fotografiarme con Marino Montero y Elena Marsal, miembros de la congregación que entrega los famosos “benjamines” y, por supuesto, la botella.


La concejala Beatriz Marcos y la periodista Amaya Martínez de Santos también acudieron al acto para felicitar a los ganadores.


Luis Ángel García Castresana, José Mari Amantes e Iñaki Astigarraga, siempre apoyando la cultura en nuestra villa.


Feliz con mi ejemplar donde, mi humilde microrrelato, es una pequeña muestra del amor que sentimos los bilbaínos por nuestras fiestas de agosto y por nuestro Botxo.
El libro se puede adquirir por diez euros en la recepción del Hotel Abando y en la web de mundopalabras.es


FOTOS: ANDONI RENTERIA

SALTOS RED BULL EN BILBAO

Desde el año 2009 un grupo de clavadistas de todo el mundo participan en la Red Bull Cliff Diving World Series que se celebra cada año en diferentes países.
Hoy, día 30 de junio de 2018, ha sido la tercera vez que se organiza en Bilbao y se utiliza el mítico puente de La Salve como trampolín a 27 metros de altura.
Desde hace días hemos visto cómo los clavadistas han dado ruedas de prensa, se han paseado por nuestras calles y han entrenado arrojándose desde la plataforma habilitada en el puente.
Esta disciplina, desde 2014, está considerada oficialmente como deporte acuático al mismo nivel que la natación, el waterpolo o la natación sincronizada.
Varios jueces internacionales son los encargados de puntuar a los clavadistas y su máxima nota es 10, aunque no es nada fácil conseguirla; ya que, como reconocen los propios deportistas, cualquier mínimo detalle impide obtener esa calificación.


A las cuatro y media de la tarde, la orilla delante del Museo Guggenheim y alrededores, así como la orilla del Campo de Volantín, se encontraban abarrotadas de personas que no querían perderse esta tercera edición de saltos en la villa.


En el agua más de cien embarcaciones esperaban el comienzo del campeonato.


La seguridad en eventos como este es muy importante, tanto los buzos en el agua para socorrer y ayudar en caso de necesidad, como los efectivos que, desde las orillas, permanecían atentos a cualquier situación de emergencia.


Andoni y yo hemos accedido a la zona habilitada para la prensa y, desde allí, hemos sido testigos primero de la llamada con el cuerno utilizado antes del siglo XV en los montes bocineros y, después, del aurresku de honor, mientras los asistentes nos manteníamos en un respetuoso silencio y admiración por Alberto Dueñas, el dantzari que, a pesar de contar con tan poco espacio, ha demostrado una gran valentía y destreza ejecutando este protocolario baile de saludo y cortesía.


En dos traineras han llegado, en medio de una gran ovación, los clavadistas portando las banderas de sus países.


Estos catorce deportistas nos han maravillado con sus fantásticos saltos, nos han mantenido en silencio hasta que les veíamos entrar en el agua y, entonces, explotábamos en aplausos y gritos de fascinación.

Con las motos acuáticas les acercaban a la orilla donde les esperaban sus familiares y sus seguidores.


Así durante dos horas hasta que, el americano Steven LoBue, ha resultado ganador de la competición. Su compatriota David Colturi ha quedado en tercer lugar y el mejicano Jonathan Paredes ha obtenido un segundo puesto.
Los trofeos se han entregado en una sencilla pero emotiva ceremonia en la que el Alcalde de Bilbao, Juan Mari Aburto, le ha colocado la txapela de vencedor a Steven LoBue.


No han faltado los confetis y el descorche de tres botellas de cava como colofón a una tarde memorable para Bilbao, para Bizkaia y para el mundo de los clavadistas.

Al terminar he podido intercambiar impresiones con Xabier Ochandiano, Concejal del Ayuntamiento de Bilbao, quien se ha mostrado feliz por el buen desarrollo del evento y por la importante repercusión que este campeonato tiene a nivel internacional.


Enhorabuena a los ganadores y a todos los miembros de la organización.
Os esperamos en próximas ediciones.

 

FOTOS: ANDONI RENTERIA

LA NOCHE DE BIZKAIRED

BIZKAIRED nació en el año 2007 con un objetivo claro: mejorar la competitividad empresarial.

En estos años han sido muchos los retos superados por esta Asociación de Empresas de Bizkaia en red; Han sido muchos los logros conseguidos y, muchas más, las relaciones personales establecidas entre las más de 2000 empresas que conforman la Asociación.

BIZKAIRED apuesta por el trabajo bien hecho, por las sinergias, por la aceleración comercial y el aumento de las ventas, pero, sobre todo, por el gran componente humano que forman parte de esta red.

Como cada año, BIZKAIRED otorga unos reconocimientos a las empresas que durante el año han destacado por su sostenibilidad, su innovación, su internacionalización…

Anoche asistí a la gala que se celebró en la Sala BBK de la Gran Vía bilbaina.

Muchas caras conocidas tanto de la empresa, como de la política, la cultura o el deporte quisieron acompañar a los galardonados en esta nueva edición de los Premios Empresariales Bizkaia Sarean 2018.

Antes de entrar al salón de actos los invitados posamos en el photocall para los medios que, allí, se habían congregado.

A las siete en punto se abrió el acto con el aurresku de honor y todos los asistentes en pie en señal de respeto.

Al terminar, aparecieron los presentadores de la gala, Olga Zulueta y Jorge Aio quienes, con su buen humor y profesionalidad, fueron desgranando uno por uno los premios.

Igor Vega, Presidente de Bizkaired, subió al escenario en primer lugar, para agradecer la presencia de las autoridades y de los invitados. Así como, agradecer a la Fundación BBK el haber facilitado esta magnífica sala para celebrar el evento. También, por supuesto, felicitó y valoró los premios que, minutos después, fueron recogiendo los homenajeados.

No se olvidó de presentar a Mikeldi Donibane, autor de las obras que cada premiado recibiría como trofeo.

Para finalizar, Igor Vega, aseguró que el balance de este año había sido muy positivo y que, desde BIZKAIRED, continuarán apostando por los valores humanos que siempre les han caracterizado.

Los premiados este año han sido los siguientes:

HONORÍFICO: Beatriz Marcos, Concejala Ayuntamiento Bilbao

INSTITUCIONAL: Diputación Foral del Bizkaia

EMPRENDIMIENTO: Virtual Galaxy

INNOVACIÓN: Icaza

SOSTENIBILIDAD: Nabari

GESTIÓN: La Salve Bilbao

TRAYECTORIA PROFESIONAL: Pedro Luis Uriarte

MENCIÓN PÓSTUMA: José Ignacio Arrieta, Presidente Estrategia Empresarial

INTERNACIONALIZACIÓN: Gestamp SOLIDARIO: Fundación Síndrome Down

ESPECIAL BIZKAIRED -Por su aportación a Bizkaia en estos años: Deia, Museo Guggenheim Bilbao, Pastelerías Arrese, Centro San Luis, Grupo Urbegi, La Ría del Ocio.

Uno a uno fueron subiendo al escenario, recogieron sus premios y pronunciaron unas palabras de agradecimiento.

Como siempre en estas celebraciones, la foto de familia es obligada.

Rafa Alkorta y José Ángel Iribar fueron dos de las personalidades que hicieron entrega de las distinciones.

BIZKAIRED nos había preparado unos canapés y unas bebidas al terminar el acto, porque eso también forma parte de las relaciones de una empresa o asociación.

Para acabar solo me queda dar las gracias a Igor Vega y Maider Viteri por invitarme un año más, agradecer las fotos de Andoni Renteria y felicitar a todos los premiados, en especial, a alguien a quien adoro, mi gran amiga Beatriz Marcos.