PICHICHI EN BRONCE

En Bilbao son muchas las estatuas famosas por uno u otro motivo, pero si hay una a la que se profesa un cariño muy especial es, sin duda, el busto del primer goleador de nuestro equipo de fútbol.

El monumento a Pichichi se colocó por primera vez en la grada de la Misericordia del campo de San Mamés el 8 de diciembre de 1926.

pichichi-busto-original
Su autor, Quintín de Torre, nacido en Bilbao en 1877 se formó en la Escuela de Artes y Oficios de la ciudad.
Viajó a París para continuar su formación con becas tanto del Ayuntamiento de la villa como de la Diputación de Vizcaya.
Fue el fundador y presidente de la Asociación de Artistas Vascos de Bilbao.
Residió largas temporadas en el pueblo burgalés de Espinosa de los Monteros y, en octubre de 1966, falleció en su casa del barrio de Irala.
Mantuvo una estrecha relación con Miguel de Unamuno; por ello, aceptó de buen agrado, el encargo por parte del entonces presidente del Athletic Club Ricardo de Irezabal, de realizar un busto en la memoria del que fue sobrino nieto del gran escritor.
Para sufragar los gastos, los socios y muchos que no lo eran, aportaron una cantidad de dinero que, finalmente, no fue suficiente y el Club rojiblanco pagó lo que faltaba.

En pocos meses, Quintín de la Torre concluyó el busto en bronce negro de aquel jugador que falleció por las fiebres que le produjeron la ingesta de unas ostras en mal estado.

pichichi-644x362
El busto se colocó de espaldas a la Casa de la Misericordia sobre un pedestal.
Se organizó un partido del Athletic contra el Arenas de Getxo para festejar el solemne acto de inauguración, en el que no faltaron coronas y ramos de flores en honor de tan insigne deportista que ha dado nombre al título del máximo goleador de la liga de fútbol.
Por supuesto, no faltaron las reseñas en todos los periódicos de Bilbao y Bizkaia.
En 1953 se cambió de ubicación al busto de Pichichi cuando se construyó la tribuna principal. También en 1982, mientras se reformó el estadio para acoger los encuentros del Mundial de Fútbol, fue necesario reubicarlo.
Y, por tercera vez, el busto se movió cuando se derribó el antiguo San Mamés para acometer la obra del nuevo campo de fútbol.
Actualmente, este busto tan venerado, se encuentra en la salida del túnel de vestuarios.
Es allí donde se dirigen, según marca la tradición, los capitanes de los equipos que pisan el césped de la “Catedral” por primera vez, para realizar una ofrenda floral como respeto y admiración por el que fue una figura de la historia de nuestro club.

2016-11-24-athletic-3-us-sassuolo-2

Fotos tomadas de Internet.

4 pensamientos en “PICHICHI EN BRONCE

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s